martes, 22 de enero de 2013

El coño también existe

Hay algo de lo que estoy completamente convencida. Hablar de sexo lo naturaliza. Si hablamos, le quitamos la telarañas del tiempo, animamos a los demás a participar y, con las opiniones y experiencias de todos, aprendemos. Aprender es avanzar. Y en este terreno, como en tantos otros, queda mucho camino por recorrer ¿Luchamos juntos por sacar el sexo del baúl de la abuela? Si hay algo que tenemos en común, es que deseamos tener buen sexo en nuestra vida y si alguien está libre de pecado (¿¿en serio??) que tire la primera piedra. Además, la libertad con la que se habla de sexo dice mucho de una sociedad.

Pero ¿cómo hablamos de sexo? ¡qué vergüenza! Cada uno como se sienta cómodo, para empezar. No todas mis amigas (ni amigos) hablan de sexo y mira que yo soy como un disco rayado. El lenguaje que utilizamos también da muchas pistas de cómo somos o cómo sentimos las cosas. Por eso, me encanta escuchar a las mujeres hablar de coños, pollas y follar. También a los hombres, pero sobre todo a las mujeres porque empezaron a hacerlo más tarde, pero obtuvieron cambios muy positivos en la lucha feminista (tan necesaria). Me hace gracia cuando alguien se escandaliza al oírlas.  Queridos, hay que sacarlas del armario del pudor al que han sido condenadas. Como la ciudad de Teruel, ellas también existen.

Vulva (sinónimo formal de coño), vagina (¡que no es lo mismo que vulva, ¡oiga!), pene... están muy bien. Pero yo soy fan de las palabras más informales. Y me gustan las personas que las usan porque ¡son libres! (entiéndase, no me gusta escuchar a un tío decir "me pica la polla". No, eso no). Por ejemplo, me encanta escuchar a la directora de cine porno para mujeres Erika Lust. Su forma de hablar demuestra la naturalidad con la que entiende el sexo. Un ejemplo a seguir. 

La liberación de las mujeres de los años 60-70, llegó gracias a que ellas empezaron a hablar de su sexualidad. La descubrieron y destaparon y se hicieron hueco. Dijeron "¡Aquí estamos! ¡Nosotras también queremos disfrutar del sexo y os vamos a decir cómo!". Esta situación la retrata Betty Dodson a la perfección en su ensayo sobre la masturbación Sex for one (libro recomendadísimo del que hablaré y que, además, podéis conseguir fácilmente en formato epub). Una vez más, ¿la clave? La comunicación.

Lo importante es hablar y hablar. Perder la vergüenza, ¡es algo natural que a todos nos gusta! También hay contextos, por supuesto, aunque, ¿por qué no vas a hablar en una conferencia sobre sexo de coños y pollas? ¿Acaso el coño no existe? La RAE, aunque lo etiqueta como "malsonante" (con lo bien que suena), lo reconoce... así que bienvenidos sean los coños y las pollas al lenguaje.

31 comentarios:

  1. Bienvenida sea la comunicación al mundo del sexo y a nuestras sexualidades.El miedo. El enemigo a batir. El primero de todos: el miedo a mirar de frente a nuestros miedos, miedo a reconocer que lo tenemos y nos coarta la vida entera. Ese sería un gran paso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo diría incluso, que el primer miedo es enfrentarte a la norma social, a salirte del rebaño.

      Eliminar
    2. Lo principal, no tenerme miedo al miedo. A partir de ahí se construye casi cualquier cosa

      Eliminar
  2. Pues toda la razón Srta. Dora , lo mejor que uno puede hacer es hablar de manera natural del sexo. No se puede hacer con todo el mundo ya que para algunos es un tema tabú, pero yo siempre que he podido he disfrutado de una charla natural y divertida hablando de sexo. Es casi tan bueno como practicarlo ... pero solo casi.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Cómo se disfrutan las charlas sobre sexo! ¡Son muy, muy placenteras! Vale, no hay orgasmo (o yo no lo he tenido nunca), pero se disfrutan como si lo hubiera.

      Eliminar
    2. Yo tampoco he tenido ninguno :P Pero me quedo muy relajado después de una buena charla (y no, no hablo del cibersexo ... eso seria otro tema)

      Eliminar
  3. El vocabulario erótico en inglés suele ser más rico que en español pero, curiosamente, la palabra "cunt", que es el equivalente a la palabra "coño" en español, está mucho peor vista. Se usa muy poco, y a veces se llega incluso a utilizar como un insulto dirigido a una mujer. En lenguaje coloquial se suele usar "pussy" (literalmente "gatito"), que es un infantilismo, para designar a la vulva. Algunas feministas quieren revindicar el "cunt", pero se hace bastante cuesta arriba. Por otro lado, los españoles tenemos fama por toda Latinoamérica de decir "coño" cada tres palabras.

    Me pregunto si habrá algún oscuro significado inconsciente en todo esto...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué difícil me parece llegar a entender todos los entresijos de un idioma! Lo que me cuentas me recuerda de nuevo a a un post que escribí con la ayuda de unos compañeros de mi residencia en Londres. Me encantaría que le echases un vistazo, porque seguro que encuentras alguna pega :-)

      Te pongo el link: http://www.laplumadepandora.com/2011/08/express-yourself-in-sex.html

      Eliminar
    2. Dora te he dejado un comentario en el link. Encontré un solo error: "slape", se dice "slap", y significa abofetear. Dar azotes en el culo se dice "to spank". Te he puesto algo más de vocabulario erótico inglés en tu link,

      Eliminar
    3. Millones de gracias Hermes. Lo corrijo ahora mismo. El vocabulario que has aportado me ha encantado :-)

      Eliminar
  4. Pandora, ahora que a mi me ha dado por leer de todo... que es un epub?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un formato de libro digital con el que yo leo en el iPad, está fenomenal y encuentras muchísimos en Internet.

      Eliminar
  5. Es bueno hablar de sexo, buenisimo...pero como opinión personal, resulta mucho mas enriquecedor si no hay deseo entre conversantes, ya que de lo contrario, y también lo digo por experiencia, te puedes llevar un calentón bastante importante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto, pero también tiene su gracia como estrategia de ligue ¿no? Hablas un poco de lo que piensas, te das a conocer y con la tensión de la atracción estás a medio camino de la práctica. Sólo le veo ventajas :-) Por supuesto, no siempre va a ser así, la mayoría de veces que hablamos de sexo no es con gente que nos atrae.

      Eliminar
  6. Hablar de sexo naturaliza a una sociedad , pues no digamos a una pareja, la humaniza!!!! Yo considero que cuando con tu pareja el sexo se habla se disfruta el triple. Hay que estar plenamente en complicidad con nuestras parejas a la hora de saber lo que nos va…
    El coño existe y la polla, y sexo anal y las mamadas. Todo para un único fin, dar y recibir placer. Nuestra pareja ha de ser la gasolina de nuestro motor.
    Un idioma sirve para entenderse pero recordemos que no todo se dice con palabras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hablar, siempre hablar. Con nuestra pareja lo primero.

      Eliminar
  7. Hablar de sexo es liberador, pero en la sociedad todavia parece que si lo haces es porque lo necesesitas y te caen propuestas de todos lados que no buscas. Todavia es necesario saber donde y con quien puedes hacerlo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No estoy de acuerdo. Ahí el problema lo tiene el resto que nos malinterpreta, y tienes toda la razón. Por hablar de sexo abiertamente te caen propuestas como si las estuvieses lanzando tú. Precisamente eso es la muestra de que no se puede hablar de sexo libremente. Por eso hay que seguir haciéndolo y rechazando a los que y las que se equivoquen, para que llegue un momento en el que hablar de sexo sea totalmente natural, como un tema más, otorgándole la importancia que tiene.

      Eliminar
  8. Estoy de acuerdo con Katalluna, hablar de sexo está muy bien, pero has de saber con quién hacerlo. Ejemplo experimental: si sacas el tema con hombres, ellos entienden que buscas follar y si lo hablas con mujeres, te dicen que te comportas como un hombre (porque muchas mujeres no hablan nunca de sexo, como tampoco se tiran pedos...) y esto lo sé por experiencia y viniendo de gente que va de "moderna"...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya, sé bien lo que queréis decir... jaja. De todos modos ¿no parece un poco que esta sociedad nos obliga muchas veces a seguir el papel que ha designado como correcto? es horrible verlo tan claro.

      Eliminar
  9. COÑO¡¡¡¡¡que bien suena la palabra y que sensaciones produce al decirla.Reivindiquemosla¡¡.Creo que mojigatería y sexo no casan bien,al menos en mi caso....El sexo y su lenguaje tienen que ser lascivos,provocadores,guarros,obscenos,tentadores,etc...Lo correcto en estos menesteres me da repelús,jaja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No lo podría haber expresado mejor. Te lo prometo. Bravo Concupiscente.

      Eliminar
    2. Completamente de acuerdo.....creo que un señor/a hay que serlo en otros momentos y en otras siotuaciones pero no cuando estás en cueros, a solas con otra piel, donde sólo hay que dejarse llevar...
      Hay palabras, como lascivo, que ya en sí mismas te predisponen, asoma una sonrisa y ya sólo puedes pensar en una cosa. Hablar de ello es lo mejor, siempre en segundo lugar,el primero es practicarlo, y da igual que lo hables con amigos/as o alguien que es o puede ser un amante.

      Eliminar
  10. Ais! Ya vuelvo por estos lares, después de mis exámenes finales del primer semestre. Cómo echaba de menos pasarme por aquí! En mi caso, nunca he tenido vergüenza para hablar del tema. Lo que a veces me ha avergonzado ha sido la actitud de mi interlocutor... cuando ponen cara de... ¿qué me estás contando? ¿cómo puedes hablar tan abiertamente de tu intimidad?

    En fin, como ya dices... el baúl de la abuela sigue cerradito en muchas casas.

    Yo también te sigo en Tumblr!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Me alegro de que vuelvas otra vez! Tenemos que seguir insistiendo, ya se acostumbrarán... :-)

      Me encantan tus fotos de Tumblr.

      Eliminar
  11. Pues fíjate que yo no estoy de acuerdo. Estamos tan acostumbrados a oir significados desvirtuados de coño, polla o lo que sea, que a mí me gusta hablar más de vulva y pene. De hecho, cuando conocí a mi amante creo que le dejé algo cortado a la primera mención de vulva que le solté. Tan es así, que hoy se expresa como un estudiante de medicina y eso me encanta ja ja ja
    Me gusta mucho el blog. Saludos de Mar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. También tienes razón. Vulva no es una palabra muy utilizada, la gente suele usar "vagina" para todo, así que también hay que extender su uso.

      ¿Conoces el ensayo "Vulva. La revelación del sexo invisible" de Mitsu M. Sanyal? Me lo regalaron por Reyes y estoy deseando empezarlo...

      Eliminar
    2. Qué interesante. Me gusta Anónimo. Quizás lo pruebe. A priori me gusta la idea. Coño y polla están desvirtuadas y manidas.

      Eliminar
    3. Qué interesante. Me gusta Anónimo. Quizás lo pruebe. A priori me gusta la idea. Coño y polla están desvirtuadas y manidas.

      Eliminar

¿Qué opinas?